A diferencia de las calificaciones en mojado del sábado, Hungaroring fue generosamente bañado por el sol para la carrera y la atención se centró entonces en la gestión de los neumáticos.

Carlos y Nico tuvieron un buen comienzo, pero la recuperación fue difícil después.

Complicadas Qs del sábado bajo el agua en Nurburgring

A pesar de una complicada jornada, el equipo mantuvo el cuarto puesto en el Campeonato de Constructores antes de las vacaciones de verano.

Saliendo quinto en la parrilla con unos neumáticos blandos nuevos, Carlos se detuvo en la vuelta veinticinco para montar un juego nuevo de neumáticos medios con los que llegó a la meta.

Carlos Sainz – R.S.18-01 #55 – Salida: 5º – Llegada: 9º:
“Fue una carrera frustrante. La primera vuelta en blandos ha sido difícil, pero he salido bien hasta que he perdido algunas posiciones al ser empujado en la primera curva. Cuando la carrera se estabilizó, empecé a subir el ritmo e hice algunas vueltas rápidas antes de la parada. El tráfico no nos ayudó y nos costó perder mucho tiempo con los dos McLaren porque salieron delante de mí después de su primera parada. Tenemos que ver lo que ha ocurrido, pero sin duda podríamos haberlo hecho mejor”.
[fuente y fotos © Renault Sport F1]