M-Sport logró el resultado soñado este fin de semana en el Dayinsure Gales Rally GB, asegurando los Campeonatos Mundiales de Rallyes de la FIA para Pilotos, Copilotos y Fabricantes, así como la victoria del rally.

Mientras que Sébastien Ogier y Julien Ingrassia conquistaron su quinto título del Campeonato Mundial de Rallyes de la FIA, Elfyn Evans y Daniel Barritt aseguraron su primera victoria mundialista y, además, la consiguieron de un modo inmensamente popular, con un equipo familiar del borde del Distrito de los Lagos Ingleses imponiéndose sobre tres de los fabricantes de automóviles más grandes del mundo.

Elfyn Evans y Daniel Barritt consiguieron su primer triunfo mundialista este fin de semana. Con nueve victorias de etapa, el dúo dominó su carrera en casa y se impuso pese a las difíciles condiciones. Ahora son la primera pareja británica en ganar un evento desde que lo hicieran Richard Burns y Robert Reid en 2000, y también Evans es el primer piloto galés en ganar la ronda británica del Campeonato Mundial de Rallyes de la FIA.

Elfyn Evans (1er) al finalizar el rally dijo:
“Me siento muy bien, y ¡casi logré contener las lágrimas en el podio! Ha sido un fin de semana muy largo y difícil, por lo que me siento realmente muy bien y además se ha hecho aún más especial cuando se combina con todo lo que el equipo ha conseguido hoy. Ya después de Shakedown, sabíamos que, si las condiciones jugaban en nuestras manos, entonces tendríamos la velocidad necesaria para luchar por la victoria. A medida que pasaba el fin de semana, sentí que estaba a mi alcance, pero éste es un evento impredecible. Tener una carrera limpia, sin pinchazos, giros o errores es muy difícil. Se trata de encontrar el equilibrio adecuado y creo que eso es lo que hemos conseguido este fin de semana. Definitivamente ahora tengo hambre de más victorias, así que esperemos a ver qué nos depara el próximo año. Ahora que he experimentado este sentimiento… ¡me gustaría repetir!” [fuente; MSport Media]