Fernando Alonso vio obligado a retirarse debido a problemas de transmisión en el Gran Premio de Mónaco. Ello ha supuesto un final anticipado a una actuación que parecía que iba a permitir al equipo McLaren sumar más puntos en el Campeonato del Mundo.

Ha sido un golpe amargo porque el español había estado rodando de manera competitiva dentro de las 10 primeras posiciones durante toda la carrera y estaba encaminado a terminar séptimo. Se tuvo que detener en la curva de Santa Devota en la vuelta 53.

FERNANDO ALONSO, McLaren #14;

Inicio 7º y Final Retirada (transmisión), 53 vueltas
Vuelta rápida en 1’17”018 en la vuelta 23ª (+2”758, 13ª mejor)
Paradas en boxes; Una: vuelta 19ª (2”5) [hiperblandos/superblandos]

“Ha sido una carrera un poco aburrida. Estaba rodando en séptima posición ya que casi no ha habido banderas amarillas ni tampoco Coches de Seguridad. Obviamente estoy decepcionado porque el de hoy es nuestro primer abandono de la temporada. Primero, he sentido una pérdida de potencia y después, de alguna manera, la quinta velocidad se ha enganchado. Es doloroso porque teníamos el séptimo puesto en el bolsillo. Hemos sido el cuarto coche más rápido este fin de semana, y la séptima plaza en la carrera es lo que nos hubiéramos merecido. No hay nada que podamos hacer ahora, pero obviamente necesitamos mejorar nuestra fiabilidad para las próximas carreras”.
[fuente y fotos © LAT Images/McLarenF1]