Max Verstappen recibió su premio como campeón del mundo por segunda vez en la gala oficial de la FIA en el día de ayer. El neerlandés cuenta cómo se siente su segundo título y lo espectacular de ganar 15 carreras.

    Año récord

    Tras consagrase como campeón del mundo por primera vez en 2021, Max Verstappen logró revalidar el título en 2022 pasados menos de doce meses desde que logró el primero. Además, esta temporada fue muy diferente, puesto que logró hacerse con el título tras una temporada dominada y a falta de cuatro carreras para el final.

    El ya bicampeón del mundo de la Fórmula 1 ha explicado, durante la ceremonia de la FIA donde se otorgan los premios, cómo se ha sentido en este año en el que ha logrado alzarse con varios de los récords vigentes en la categoría.

    Ha sido un año increíble para todos en el equipo, como ya hemos mencionado, fue un difícil inicio, y había un punto en el que no creía más en el campeonato, dijo Verstappen a los micrófonos en la gala de la FIA.

    “Entonces se pudo ver cómo la escudería trabajó junta y nos las arreglamos para darle la vuelta de una manera muy rápida. Nunca me habría imaginado todas las victorias que hemos conseguido en mi vida. El año pasado ya fueron diez, y pensé que no se podía repetir algo así de nuevo”, continuó Max.

    “Sin embargo, aquí estamos, con 17 triunfos en total para el equipo, que también ganó el título de constructores esta temporada. Estamos muy orgullosos de lo que hemos hecho y debemos seguir ese camino en las próximas temporadas.

    El segundo título fue mejor

    Además, el piloto de Red Bull considera que este segundo titulo ha sido mucho mejor que el primero, puesto que este ha sido más disfrutado al haber conseguido demostrar por parte de todo el equipo el gran trabajo realizado en Milton Keynes.

    “Es muy diferente [el segundo título] al primero. Ese fue muy emotivo, porque es para lo que trabajas toda tu vida. Lo puedes comparar a cuando ganas tu primera carrera en Fórmula 1, o una pole, el resto son distintas, pero son experiencias que no has vivido. Pero, este año ha sido más recompensado como equipo porque hemos sido más competitivos, explicó el piloto neerlandés.

    “Nos centramos en el resultado, porque queremos vencer, pero pasamos mucho tiempo lejos de nuestras familias y amigos, y es muy importante disfrutar lo que haces. Hemos trabajado de nuevo con la escudería y cada miembro, algo que ha sido muy bueno y creo que, desde ese punto de vista, ha sido increíble”, declaró para cerrar el piloto de Red Bull.

    Fuente: www.caranddriver.com