• Max Verstappen se coronó en la casa de Red Bull con una estrategia de una parada de superblandos a blandos
  • Las altas temperaturas del asfalto, muy superiores a las de los días precedentes, condujeron las estrategias a dos paradas en vez de la una como estaba previsto
  • La carrera se caracterizó por una gran variedad de estrategias diferentes entre los diez primeros además de un gran número de abandonos por problemas mecánicos.

El Gran Premio de Austria resultó tan disputado como impredecible y esto estuvo motivado por las temperaturas de la pista de casi 50 grados, lo que generó ampollas a algunos coches, y motivó una gran variedad de estrategias de carrera diferentes.

Clasificación GP de Austria

Mientras que los 10 primeros utilizaron diferentes variaciones de las estrategias de una única parada, algunos otros coches más lejos en la clasificación sí se detuvieron dos veces.

También hubo un número inusualmente alto de abandonos por problemas mecánicos, que cambiaron enormemente la lucha por el campeonato.

El piloto de Red Bull Max Verstappen ganó la carrera en el territorio nacional de su equipo, coronándose delante de sus fans.

Cuatro coches entre los 10 primeros de la parrilla empezaron con los neumáticos superblandos en vez de con hiperblandos; ambos Mercedes y Ferrari.

La vuelta rápida de la carrera fue marcada por Kimi Raikkonen, de Ferrari, con neumáticos blandos y finalmente quedó subcampeón.

MARIO ISOLA – Jefe de Pirelli coches: “Hoy ha sido una carrera especialmente dura en la rápida pista de Red Bull Ring, con unas temperaturas mucho más altas que los días anteriores. Ésto tuvo un efecto muy negativo en algunos coches – pero no en ninguno de los finalistas del podio – lo que llevó a una gran variedad de estrategias de una sola parada y a otros les obligó a hacer dos. El efecto se vio agravado por casi todos los pilotos que corrían con el neumático blando en su segundo stint porque es un neumático que se desgasta menos que las otras nominaciones y por ello retiene más goma y más calor, lo que lo hace más susceptible a las ampollas. El resultado final fue una carrera muy tensa y emocionante, que añade otro giro al campeonato mientras rápidamente nos dirigimos a Silverstone para otro Gran Premio la semana que viene”. 

Max Verstappen ganó la carrera usando sólo una parada en boxes (como predijimos), comenzando con el neumático superblando desde la cuarta posición en la parrilla y parando para montar el blando en la vuelta 15. El resto del top 10 también se detuvo sola vez, sin embargo, la mayoría de ellos comenzaron con el ultrablando. Pero hubo otros coches que se detuvieron dos veces, y que al final no terminaron la carrera.

  • Las vueltas más rápidas por compuestos han sido el 1’06”957 de Raikkonen con blandos (que es la vuelta rápida de carrera), el 1’07”241 de Hamilton con superblandos y, curiosamente, el compuesto más lento ha sido el hiperblando cuya mejor vuelta la dio también Raikkonen en 1’08”954
  • Los stints más largos por compuesto han sido el de 56 vueltas con blandos que hicieron Verstappen, Raikkonen y Vettel, con superblandos Hartley rodó 54 vueltas con el mismo juego y con ultrablandos el que más rodó fue Magnussen un total de 28 vueltas.  [fuente y fotos © PirelliF1]