Charles Leclerc está inmerso por primera vez en su vida en una contienda por ser campeón del mundo de Fórmula 1, pero por desgracia, el monegasco, que ha despuntado desde que era un niño y al que siempre se le ha relacionado con estas metas, está teniendo una temporada difícil, en la que sea por errores del equipo, o suyo propios, no está consiguiendo sumar puntos para rivalizar con Max Verstappen.

    En una entrevista a la BBC, Charles Leclerc comentaba, respecto a sus propios errores, como es el proceso que sigue el piloto para reponerse y dar la cara, del modo en que él lo hace.

    La dureza, el primer paso

    Si algo nos deja en claro la maniobra de Francia es que Charles cuando se equivoca no entiende de excusas o buscar causas ajenas a lo que ha sucedido en realidad: “Soy extremadamente duro conmigo mismo. Así que es mucho más difícil lidiar con mis propios errores que cuando se trata del equipo, aunque obviamente estemos en el mismo barco y perdemos y ganamos juntos”, abre Leclerc a propósito de esta actitud.

    Siempre soy más duro cuando soy yo quien comete el error, y obviamente Francia fue uno de los que me dolió bastante. Imola también un poco, aunque no hubo muchos puntos de por medio porque podía volver a la normalidad”, prosigue un Leclerc respecto a sus deslices esta temporada y que han acabado costándole puntos muy valiosos.

    Cada vez que paso por este momento difícil, paso por el mismo proceso que decía antes, tratando de analizar qué estaba mal. Y es principalmente mental: ‘¿Qué mentalidad tenía en ese momento concreto de la carrera que me empujó a pasar el límite y cometer un error?”, señala el piloto sobre el proceso que vive en momentos tan complicados, donde ha de enfrentarse a sí mismo para desentrañar los motivos que le llevaron a equivocarse y aprender de ello.

    Mucho más complejo de lo que parece

    Como deportista obsesionado y necesitado de encontrar la precisión y la perfección en cada movimiento, esta andadura es clave en la forma de ser de Charles, quien no entiende de que otra forma podría interpretar sus fallos: “Hablar de eso parece bastante sencillo, pero no siempre es fácil señalar exactamente lo que estaba pasando en tu cabeza en ese momento. Creo que esta es una fortaleza mía y me ayuda a mejorar como piloto cada vez que cometo un error”, analiza el de Ferrari, quien aprovecha para justificarse: “Cada individuo reaccionará de una manera diferente y esta es mi forma de hacerlo. Siempre he sentido el beneficio de ser honesto contigo mismo y crecer a partir de ello”, añade Leclerc.

    Por último, Charles quiso poner el foco en lo importante que es en el mundo de la competición el afrontar de forma realista hechos que pueden no ser del todo agradables: “Realmente no veo el punto de ocultarlo, y a veces es tan obvio para todos que el error se ha debido al piloto, simplemente no entiendo a los que intentan poner excusas como el viento o lo que sea”, compara el #16 respecto a la actitud de algunos de sus rivales.

    “No me gusta perder el tiempo buscando excusas, porque ahí es exactamente cuándo comienzas a perder el tiempo, y simplemente no sigas adelante”, dijo para concluir Charles Leclerc.

    This content is created and maintained by a third party, and imported onto this page to help users provide their email addresses. You may be able to find more information about this and similar content at piano.io

    Fuente: www.caranddriver.com