Además de toda la polémica acerca del techo presupuestario de Red Bull y la sanción a Fernando Alonso, que han eclipsado la actualidad de la F1 esta semana, el equipo Sauber y Audi han dado a conocer de forma oficial su asociación de cara a 2026, temporada en que la marca de los cuatro aros hará su desembarco además como nuevo motorista, sirviéndose del cambio de reglamentación que se efectuará en ese año.

Esta nueva unión no ha pasado desapercibida por el actual equipo Alfa Romeo, en concreto por Valtteri Bottas, actual líder del proyecto Sauber, que ha estudiado panoramas y nuevos objetivos con su nuevo socio.

El gran salto

En este sentido, para Bottas, aunque esta asociación pueda hacerse de rogar unos pocos de años no deja de ser una gran oportunidad para un equipo de media tabla como el suyo: “Al final, para este equipo, si miras el panorama general, creo que es enorme”, reconoce el ‘77’ en referencia al nuevo músculo económico y humano que puedan ganar desde Hinwil: “Hay un gran potencial para Sauber con Audi”, prosigue Bottas, antes de dar paso a los motivos de su satisfacción.

Sin duda quieren tener éxito en el futuro. Quieren hacerlo bien, son serios. Así que creo que para cualquier piloto en la parrilla y especialmente para mí, que ya soy parte de Sauber, sería muy interesante ser parte de ese proyecto”, afirma el ex de Mercedes, sobre un proyecto al que Audi pretende dedicar grandes esfuerzos.

El color del dinero

Y es que para Valtteri la cuestión al final tiene un enfoque bastante simplista, reduciéndose toda la capacidad de evolución y crecimiento a la inversión económica y el momento del en que esta se haga, en una escudería que cambiará de postor tras varios años de mecenazgo de Alfa Romeo: “Depende de cuánto va a apoyar Audi a este equipo antes de que se conviertan oficialmente en el fabricante. Obviamente, nada cambia el año que viene, todavía estamos con Alfa Romeo y, por supuesto, esperamos poder tener un coche mejor que este año”, introduce Bottas, sobre sus pretensiones con sus nuevos socios, antes de enfatizar en un apoyo económico más temprano:

Pero luego creo que depende del apoyo a partir de 2024, cuánto están dispuestos a apoyar. Si realmente están ayudando mucho y apoyando y si la unidad de potencia es buena en 2026, lo cual es imposible de predecir en este momento, ¿por qué no?”, deja caer el piloto instando a una temprana inversión, antes de que Audi se convierta en equipo y motorista de F1, dentro de 4 años, y la suma de ese factor junto a la competitividad del motor que puedan ofrecer llegado el momento.

Todavía hay trabajo por hacer, sin duda, eso es un hecho. Pero no está tan lejos. Todas las instalaciones están ahí. Sí, todavía algunas instalaciones, algunas máquinas, pueden ser mejores en comparación con un equipo ganador del campeonato. Pero todo es factible, todo es posible”, resume el de Alfa Romeo, enfriando simultáneamente el éxtasis de un proyecto aparentemente visionario, pero a largo plazo.

Aun así, la cantidad de personas en el equipo es un poco menor que la que vi el año pasado. Así que todavía hay un poco de trabajo por hacer. Pero creo que con el apoyo de un fabricante como Audi no veo ninguna razón por la que no sería posible” finaliza un Valtteri Bottas, confiado en el poder de rejuvenecimiento que puedan ejercer desde Audi sobre una escudería que en este 2022 ha ido de más ha menos de forma clamorosa.

Fuente: www.caranddriver.com