Phillip Island es una isla que se encuentra a 140 kilómetros de Melbourne, en el estado de Victoria, y recibe su nombre de Arthur Phillip, el primer gobernador de Nueva Gales del Sur, otro de los seis estados que forman Australia.

Mide nueve kilómetros de ancho, 26 kilómetros de largo y ocupa unas 10.000 hectáreas.

La isla se encuentra a unos 600 metros del continente australiano y se puede acceder a ella por carretera, a través del puente que comunica las ciudades de San Remo y Newhaven.

En las décadas de 1920 y 1930, Phillip Island acogió carreras de motociclismo de velocidad en circuitos de ruta.

El trazado actual se inauguró en 1956, pero se cerró en dos ocasiones y se reinauguró en 1966 y 1989.

Será la vigesimonovena ocasión en que se celebra el Gran Premio de Australia desde su primera edición, en 1989.

Las dos primeras ediciones del GP de Australia se celebraron en el trazado de Phillip Island, aunque las seis siguientes tuvieron lugar en el circuito de Eastern Creek, antes de retornar definitivamente a Phillip Island en 1997.

El trazado australiano de Phillip Island, es el segundo más rápido de la temporada, y ofrece cada año algunas de las fotos más espectaculares del Mundial.

De 1993 a 1995 fue la primera cita del Mundial de motociclismo y a partir del año 2000 se ha mantenido siempre entre las tres últimas carreras de la temporada.

Además del Gran Premio de Australia de Motociclismo, el trazado alberga una cita del Campeonato Mundial de Superbike y del V8 Supercars (certamen de automovilismo que se celebra principalmente en Australia y Nueva Zelanda).

Dani Pedrosa ganó sus dos mundiales de 250cc en el circuito de Phillip Island y Marc Márquez también se proclamó campeón de la categoría intermedia, en su caso Moto2, en la pista australiana.

Con una longitud de 4.448 metros y apenas 12 curvas (el que menos tras el Red Bull Ring), su velocidad media es también la segunda más elevada también tras la pista austríaca, de 176,5 km/h.

El Gran Premio de Australia es el único junto al de Argentina que se celebra en el hemisferio sur. La isla se encuentra a una latitud de 38º sur, a 5.700 kilómetros del polo sur.

Una de las últimas colonias que quedan de pingüinos en toda Australia se encuentra en Phillip Island. En la misma isla tiene su hogar también la mayor colonia de focas australianas, un centro de conservación de koalas y numerosos ejemplares de canguros salvajes.

Una de las imágenes más típicas de Phillip Island son los acantilados repletos de gaviotas de la Bahía de Cunningham. Es una colosal formación de basalto que puede observarse desde el propio circuito.

Su población permanente es de unos 9.500 habitantes, aunque atrae a 3,5 millones de visitantes cada año, convirtiéndolo en uno de los destinos turísticos más populares de Australia.

Al ser un enclave tan pequeño, hay muy pocos hoteles y prácticamente todos los equipos se hospedan en las numerosas casas que se alquilan para acoger todo el turismo que recibe, especialmente en verano (al estar situada en el hemisferio sur, éste va del 21 de diciembre al 21 de marzo).

Los vientos del sur, que vienen de Tasmania, condicionan tanto el pilotaje como la puesta a punto de la moto. Al ser un trazado con numerosas curvas de alta velocidad, el viento hace que la moto sea más pesada en los cambios de dirección. [fuente; Repsol Media]

Tras el duelo de la década en el Twin Ring Motegi entre el líder del Campeonato Marc Márquez (Repsol Honda Team) y el rival del título Andrea Dovizioso (Ducati Team), que el italiano ganó, el polvo debe resolverse rápidamente para ser pateado una vez más mientras MotoGP ™ se dirige al Grand Prix Michelin® Australian Motorcycle Grand Prix en Phillip Island. A pocas horas al sur de Melbourne, los rascacielos y las luces brillantes parecen un recuerdo lejano cuando se ve el puente a la Isla, haciendo señas a los que están en camino a uno de los circuitos más espectaculares del Gran Premio del mundo. No hay otra pista en la Tierra como esta.

Márquez está por delante, pero con solo 11 puntos. El campeón reinante llegará a la carrera como el favorito para dominar las 12 curvas ondulantes e icónicas de la isla, teniendo en cuenta tanto su récord de 2017 como su velocidad en la pista. Márquez, de hecho, sólo terminó una carrera de la máxima categoría en Australia: la deslumbrante ‘Island Battle’ de 2015, que ganó. En 2016, se quedó fuera y en 2014 hizo lo mismo, pero ha estado en la pole los últimos tres años. También fue el escenario de una de sus actuaciones más memorables de Moto2 ™ en 2011: saliendo el ultimo debido a una penalización se abrió camino hasta el podio. Con ocho podios en las últimas nueve carreras esta temporada en MotoGP™, perdiéndose solo uno debido a un fallo técnico en Silverstone, la velocidad de Márquez será difícil de igualar. Tiene un objetivo claro como líder de la tabla de puntos, y este fin de semana puede ser decisivo.

Pero Ducati también puede ganar en Phillip Island. Casey Stoner llevó a la fábrica de Borgo Panigale al mejor puesto entre 2007 y 2010, y la mítica marca también estuvo en el podio en 2015. Pero cuando se trata de Andrea Dovizioso en el GP17, ¿qué importancia tienen las estadísticas? El italiano ya ha reescrito la historia esta temporada, y en Motegi no dio ninguna señal de que vaya a parar. Ha estado en el podio antes en la Isla, y acaba de lograr su quinta victoria del año. Por otra parte, lo hizo venciendo a Márquez en la última vuelta, en la última curva, en algunas de las condiciones más difíciles en las que jamás haya corrido, en la que ha sido la primera vez en la categoría reina que Márquez ha perdido una carrera entrando líder en la última vuelta. Como credencial, es difícil de superar. Dovizioso dijo antes del GP de Japón que peleará hasta el final por el campeonato.

Y, sin embargo, no hay solamente dos favoritos a la victoria en Phillip Island. Maverick Viñales (Movistar Yamaha MotoGP) es rápido, muy rápido, en la Isla, y ya subió al podio el año pasado. Ganó en esta pista en Moto2™, como novato, y se enfrenta un déficit de 41 puntos en la parte alta de la tabla. Pero puede pasar cualquier cosa…

Su compañero de equipo, Valentino Rossi, podría ser otro rival de peso, ya que el ‘Doctor’ busca dejar atrás el fiasco del GP japonés. Rossi ha ganado en la Isla seis veces en la categoría reina, de 2001 a 2005, y nuevamente en 2014, y no tiene nada que perder. Los únicos otros nombres en la parrilla que han sido los primeros en Australia son Cal Crutchlow (LCR Honda) y Jorge Lorenzo (Ducati).

Crutchlow obtuvo una sorprendente victoria el año pasado y querrá repetir en 2017 después de estrellarse en Motegi, y Lorenzo ganó en 2013, además de haber logrado la victoria en las categorías menores. Querrá contraatacar tras la sexta posición en Japón a pesar de liderar inicialmente la carrera, al igual que su compatriota Dani Pedrosa (Repsol Honda Team), que planeará volver a situarse en las posiciones de privilegio después de que ambos subieran al podio en Aragón y luego sufrir un pésimo GP en Motegi. Pedrosa tiene una pole y también varios podios en Phillip Island. [fuente; Dorna MotoGP]

La cita este fin de semana tiene horarios madrugadores de nuevo así que tomad buena nota;
las Qs serán el sábado de las 06:10 a las 06:50 h. y la carrera vuelve a ser el domingo a las 07:00 h.

Las frenadas en Phillip Island vía ‘Brembo’ en este enlace  

Todos los datos vía ‘Michelín Motorsport’ en español en este enlace

Las estadísticas de los pilotos actualizadas las tienes aquí

La Clasificación del Mundial de Pilotos la tienes aquí