Daniel Ricciardo, el hombre de la sonrisa eterna, dejará McLaren al final de la temporada después de llegar con mutuo acuerdo una rescisión de su contrato de un año restante tras una etapa difícil en Woking. El australiano abre la puerta a una despedida temporal de la Fórmula 1 en 2023 para regresar más fuerte en 2024 si eso sirve para dar dos pasos adelante.

    Sus vías para regresar al gran circo pasan por 2024

    Ricciardo deja claro que no busca precipitarse a la hora de tomar una decisión sobre su futuro, pero sigue empeñado en estar cerca de la F1 y entre sus objetivos continúa en mente el de seguir compitiendo si se presenta la oportunidad adecuada. Aunque aún no sabe qué le deparará el futuro, sí que está considerando cuidadosamente sus opciones junto con su equipo de representación. “Cuando digo que no sé, es que todavía no tengo contrato para el próximo año. ¿Todavía podría suceder? Podría. Supongo que no estoy demasiado atrapado en el próximo año. Por supuesto que quiero correr, quiero estar en la parrilla, quiero competir“, expresó con rotundidad el piloto aussie en el programa de radio Fitzy and Wippa en Australia.

    Un paso atrás para avanzar dos en la dirección correcta, es lo que está pensando con su gente cercana: la vía de 2024 y tomarse un respiro el próximo curso. “Pero no estoy viendo el próximo año como todo o nada. Obviamente, 2024 es algo de lo que quiero estar al tanto y mirar. Así que así es como estoy, si eso significa dar un paso atrás para luego dar dos pasos adelante, entonces eso es lo que estamos tratando de resolver en este momento, mi equipo y yo. Así que eso podría ser un año libre”, recalcó.

    Ahora mismo, los únicos asientos vacantes actuales para 2023 se encuentran en Alpine , Alfa Romeo , Haas y Williams , aunque no está claro qué interés hay de esos equipos en Ricciardo. Además, se ha vinculado a Daniel con un posible papel de piloto reserva en Mercedes para 2023, pero Lewis Hamilton dijo que pensaba que el australiano era “demasiado talentoso” para no competir el próximo año y estar de tercera escuadra.

    El piloto de la sonrisa eterna busca hueco en la parrilla y por méritos debería estar en algún asiento. Alguien como Daniel Ricciardo debe seguir ligado a la F1 como piloto titular. Solo el tiempo dirá si alguna escudería le da una oportunidad.

    Fuente: www.caranddriver.com