Al final después de muchos meses de rumores y especulaciones, los cuales se intensificaron en el Gran Premio de Singapur, la FIA ha dado a conocer este 10 de octubre, a los equipos que de alguna manera incumplieron el límite presupuestario de 2021. Red Bull había excedido por poco el límite de costes y la escudería austriaca no tardó en mostrar su decepción y responder a la FIA nada más conocer el veredicto de que habían sido el único equipo en exceder el límite de costes.

    Decepcionados y sorprendidos

    La contestación de Red Bull a la FIA fue casi inminente tras su exceso del límite de costes de la Fórmula 1 en 2021:

    Tomamos nota de las conclusiones de la FIA sobre las infracciones menores del reglamento financiero con sorpresa y decepción”, relatan en el primer párrafo

    Continúan con que revisarán los datos y aseguran que siguen creyendo que sus costes están por debajo del limite: “Nuestra presentación del informe de 2021 estaba por debajo del límite de costes, por lo que debemos revisar cuidadosamente las conclusiones de la FIA, ya que seguimos creyendo que los costes relevantes están por debajo del importe del límite de costes de 2021“, explican.

    Por último, aseguran que seguirán con la normativa FIA: “A pesar de las conjeturas y los posicionamientos de otros, existe, por supuesto, un proceso según la normativa de la FIA que seguiremos respetuosamente mientras consideramos todas las opciones disponibles“, concluye el breve comunicado de apenas tres párrafos.

    Fuente: Red Bull

    Pese a que todavía no se ha notificado ninguna sanción y su infracción no supera el 5% del total del límite de costes, le esperaría según normativa uno de estos castigos: amonestación pública, deducción de puntos en la clasificación de constructores o incluso pilotos, exclusión de algunos eventos, añadir algunas restricciones extras en las pruebas aerodinámicas o una multa económica.

    Junto a Red Bull, hay otros dos equipos de la actual parrilla que no han recibido el certificado de cumplimiento: Aston Martin, por una violación procesal de las reglas, y Williams, con problemas de procedimiento en las cuentas del año pasado, aunque ya solucionados.

    Fuente: www.caranddriver.com